La ciencia también sigue en lucha

La situación conflictiva que atraviesa el país y no deja de ocupar las calle con la lucha de diversos sectores, también continua sumando la presencia de lxs trabajadorxs de la ciencia.

La semana pasada se realizó una concentración en el Pabellón Argentina de la ciudad universitaria, con una posterior movilización al Centro Científico Tecnológico de CONICET (la sede central administrativa de Córdoba). En ese lugar, se había propuesto organizar una asamblea donde se abrió una jornada de discusión política sobre la situación del reclamo que se viene sosteniendo desde el año pasado en Ciencia y Tecnología. Además se debatieron distintos temas de la agenda actual en la lucha de lxs cientificxs organizadxs y sobre todo en relación al plan de lucha del cual participaran en la semana del 20 de marzo.

photo5080104085717362601(1)

Entre las organizaciones presentes estaban el MST, el PO, ATE, RFA, CyUA, entre otrxs. A lo largo de la jornada, uno de los puntos mas importantes fue la discusión sobre la posibilidad de movilizarse el 22 a Buenos Aires en el marco de la Marcha Federal, para luego ir a la sede central del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva (MINCYT) del cual depende CONICET.

Nuevamente está en discusión la posibilidad de tomar el Ministerio, debido a los incumplimientos por parte de las autoridades. La demanda es abrir una mesa de negociación antes del 22, fecha de la movilización. Esto se debe a que el 25 de marzo, se cumple el plazo con el cual se habían comprometido a dar apertura a una Comisión Mixta de Seguimiento, que iba a tratar la situación de 508 investigadorxs que aprobaron todas las evaluaciones pero no fueron incorporadxs. Comisión en la cual hay 7 representantes de la RFA (Red Federal de Afectados, el grupo de lxs 508), junto con autoridades institucionales.

El camino a seguir es enviar una nota formal al Ministro Lino Barañao, y al director de CONICET, Alejandro Ceccato, exigiendo la apertura de esa mesa, caso contrario la toma al ministerio es una posibilidad.

Es importante destacar que las demandas no se acaban solo con las discusiones que se vienen arrastrando del conflicto de diciembre del año pasado, sino, se exige que la mesa incorpore otras discusiones ademas del futuro de estxs 508 investigadorxs. Tal es el caso, como las condiciones de la nueva convocatoria a CIC (Carrera de Investigador Científico) que cierra el 31 de este mes, en la cual se modificaron algunas de las condiciones que afectan el ingreso de investigadorxs, como un nuevo tope de 400 cupos, mientras que en el 2015 había sido de 900.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *