Santanazo: más que nunca, el agua es vida

Santa Ana recorrió la Plaza España.  Al reclamo que desde hace 6 meses llevan vecinxs del departamento de Santa María, se sumaron la ciudad de Córdoba y otras localidades del conurbano, tras conocerse que el agua que ingresó al canal Los Molinos estaba contaminada. Exigen la Emergencia ambiental y la renuncia de Javier Britch, Secretario de Ambiente y Cambio Climático y de Fabián López, Ministerio de Agua, Ambiente y Servicios Públicos de la Provincia.

 

En la tarde-noche de ayer, se hizo sentir el hartazgo, la indignación de la ciudadanía cansada del manoseo, en el Santanazo convocado por lxs vecinxs autoconvocadxs de Santa María Sin Basura y la Asamblea socioambiental del Valle de Paravachasca tras conocerse  que el agua que ingresó al canal Los Molinos estaba contaminada. Ocultación y negligencia tal, que fue gracias a lxs vecinxs organizadxs de Villa Parque Santa Ana que se sembró la alarma y cautela ante la posibilidad de que, tras la tormenta del martes 28 de marzo en el Valle de Paravachasca, el desagote de agua proveniente de la inundada planta de residuos peligrosos Taym, terminará por contaminar el cauce del canal Los Molinos. Éste que provee de agua a la planta potabilizadora de Aguas Cordobesas. Estos mismos vecinxs fueron quienes aportaron pruebas a la ciudadanía al documentar con un dron lo que sucedía en la planta “modelo” del grupo Roggio.

En entrevista con Zumba La Turba durante el Santanazo, Franco Reynoso de la Asamblea de vecinxs autoconvocadxs de Santa María Sin Basura comenta que lo que sucedió con Taym es una “crónica de una desgracia anunciada”. Y denuncia la actuación de los grandes medios de información frente al desastre sanitario y ambiental: “pusieron un cepo. Es imposible que quieran tapar el sol con un dedo, debido a que la contaminación finalmente fue comprobada, el agua que ingresó al canal Los Molinos tiene altos componentes contaminantes, agroquímicos y demás. Esta causa ya está judicializada”. Franco explicó que algunxs vecinxs se presentaron como querellantes en la causa que inició el fiscal Otonello: “para denunciar esta aberración que el gobierno de la provincia y sus emisarios pretende ocultar. Es por eso que estamos acá, manifestándonos y pidiendo la emergencia ambiental”. Y a continuación agrega que buscan que lxs vecinxs “tomen conciencia de cuán peligrosos pueden ser estos mega emprendimientos de los grupos económicos, y que supone que nuestros gobernantes deberían garantizar nuestros derechos [pero] hacen sus negociados con ellos”.

Escuchá aquí la entrevista completa:


Por su parte, Gustavo Bareiro de la Asamblea socioambiental del Valle de Paravachasca explica a Zumba La Turba, que ahora se están viviendo las consecuencias de un desastre climatológico, pero remarca que “ni este gobierno, ni el gobierno anterior han realizado nada para evitar esto”. Y sentencia que la emergencia ambiental es acuciante hace mucho tiempo por la especulación inmobiliaria y el avance de la frontera agrícola. Por lo que afirma que hoy: “ya no podemos seguir discutiendo qué parte desmontamos y que parte no desmontamos, sino cómo revertimos el grave daño que hemos causado”.

Escuchá aquí la entrevista completa:

 

Mientras marchaba en el Santanazo, Dario Avila, abogado ambientalista, anuncia para Zumba La Turba, que en el día de ayer 4 de abril, se constituyeron en querellantes junto a Carlos Gonzalez Quintana e Ivan Sironi en representación de vecinos de la zona afectada por el colapso de la Planta Taym, en la causa que inició de oficio el fiscal Alejandro Peralta Otonello de Alta Gracia, para investigar lo que sucedió en la planta de Taym el pasado martes 28. Además señala que “Córdoba vive una emergencia ambiental”, y de darse la declaración se destinarían los recursos para poder remediar situaciones.

Escuchá aquí la entrevista completa:

 

Por su parte, Avila , explica que los análisis de agua que maneja la fiscalía de Alejandro Peralta Otonello, de Alta Gracia, confirmaron la presencia de residuos peligrosos provenientes de Taym como líquido de avión, hierro, desechos industriales, pesticidas, que ingresaron al canal que provee de agua al 30% de los cordobeses. Estos estudios que instruyó el fiscal no han sido publicados aún, pero los resultados se conocieron extraoficialmente desde el día de ayer, explica el abogado.

Según se dió a conocer ayer, las muestras de agua fueron tomadas en zonas previas al ingreso a la planta potabilizadora de Aguas Cordobesas, que fue cerrada después de la repercusión de los videos que viralizaron lxs vecinxs de Villa Parque Santa Ana, mostrando a Taym desbordada por el temporal. No es menor mencionar que tanto Aguas Cordobesas como Taym son compañías que integran la cartera del mismo grupo económico.    

 

Santa Ana resiste organizada

Vecinxs de Santa Ana y del Departamento de Santa María, están organizadxs contra la instalación en dicha localidad del megabasural más grande de la provincia de Córdoba desde hace seis meses.  Magui  de la Asamblea de vecinxs autoconvocadxs de Santa María Sin Basura explica para el Enredando las mañanas al respecto del predio donde se instalaría Cormecor, que desde entonces “venimos denunciando que no es apto por varias cuestiones, entre ellas, porque es un predio por el que pasan voluminosas correntias, con una declinación muy marcada, donde el agua, por esa zona, corre con mucha fuerza. (…) Veníamos advirtiendo que si ahí se instalaba un basural se iba a inundar, y la basura y sus contaminantes iban a llegar al canal Los Molinos, y esto que estábamos denunciando fue lo que pasó con Taym”, que se encuentra a unos 300 metros. Por eso, afirma Magui: “venimos diciendo que es un desastre anunciado, esto es algo que venimos diciendo de mil maneras hace seis meses. Sin ser escuchados, siendo maltratados”. Lo que demuestra, según la asambleísta “la connivencia entre empresarios y políticos, este entramado perverso que existe para taparse, para sostenerse la vela, para defenderse cuando ha ocurrido un desastre.. sin nadie que de respuestas”.

 

Foto de portada: MedioNegro

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *