Pecas Soriano: su reclamó es reconocido y sienta precedente en la salud provincial

El médico jubilado Carlos Pecas Soriano realizó durante 19 días una huelga de hambre frente al Apross, la obra social del personal de la provincia de Córdoba. La medida de fuerza la inició en reclamo a que la obra social provincial se negaba a reintegrar el dinero que invirtió en una prótesis ocular. El pasado viernes el Ministerio de Salud reconoció su reclamo y falta que se haga efectivo el pago. A raíz de hacerse conocido su reclamo, surgieron una veintena de casos similares, por lo que ahora existe la Mesa de Apoyo a Pecas Soriano por la Salud Pública.

Escuchá aquí la entrevista completa

En entrevista con el Enredando las Mañanas Pecas Soriano repasó los 19 días de huelga de hambre frente a Apross, que este médico jubilado encaró como medida de fuerza ante la arbitrariedad de la entidad que presta los servicios de salud a lxs trabajadorxs de la provincia de Córdoba. “Mi problema pasa a un segundo plano, hemos logrado un gran triunfo que es destapar la gran verdad, y esa verdad ahora mucha gente la conoce. Por ejemplo, los legisladores han pedido un informe para que hagan una auditoria externa. Así que el triunfo ha sido, para mí, mayúsculo: que la sociedad se entere que tiene Derechos”.

La acción de “Pecas” abrió la discusión sobre la arbitrariedad en el uso de los fondos de la medicina prepaga en general, y en particular en la obra social de lxs trabajadorxs de la provincia.
En la entrevista que se realizó en el Enredando las Mañanas, Soriano explica que aunque el Ministerio de Salud reconoció su reclamo, APROSS mantiene su negativa de reintegro: esto viene a demostrar lo que hacen, no conmigo, sino con todos los asociados. No es una verdadera obra social sino una administración provincial de seguro de salud, que no es lo mismo. No se rige por la Ley Nacional de obras sociales, vulnera permanentemente al afiliado, lo hace padecer”. Y agregó enfático: “Hay un amparo día por medio [contra APROSS], si hay amparo es porque no están prestando lo que deben prestar por ley, no están prestando lo que deben prestar por moral (…). Entre dos personas dirigen los destinos de la vida y la muerte de los cordobeses (…). A dónde va la plata, lo tendría que explicar el señor gobernador”.

Y deja en evidencia la responsabiliphoto5073780051316680632dad del estado provincial en la precariedad del sistema de salud y del manejo discrecional del millonario flujo monetario: “No es que sea una obra social mala, no es una obra social, por ley no lo es. Es un seguro de salud malo, malísimo. (…) y hay que exigir como empleados, como laburantes, como trabajadores que tengamos una verdadera obra social”.

Amedida que tomó notoriedad su reclamo, afirmó: “me intentaron sobornar con un subsidio que doné, no quiero plata que no sea mía, no quiero plata que no sea del APROSS”. Durante estos 19 días de huelga de hambre de Pecas Soriano vivió en una casilla en la puerta del APROSS donde se realizaron marchas de antorchas, concentraciones y un festival.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *