Porta: el único lugar del mundo donde hay una planta de bioetanol en un barrio

Medardo Avila Vazquez afirma que la situación sanitaria y ambiental es muy grave y la expectativa es que la Justicia Federal tome una medida que favorezca los Derechos básicos de la población de zona sur de la ciudad de Córdoba. Explica cómo el bioetanol es parte de la industrialización de una agricultura de venenos. El próximo 07 de agosto será la audiencia por el amparo ambiental en los Tribunales Federales.

A días de la audiencia por el amparo ambiental que vecinxs de zona sur de la ciudad de Córdoba promueven contra la contaminación e ilegalidad de Porta Hnos., conversamos, para el Enredando las mañanas, con el Dr. Medardo Avila Vazquez, médico pediatra y neonatologo, sobre la situación sanitaria.

Lxs vecinxs de barrio San Antonio e Inaudi organizados en la asamblea VUDAS (Vecinos Unidos en Defensa en Defensa de un Ambiente Seguro) se definen luchando por la vida. Y, tal cual, lo reflejan los estudios de salud realizados por la Red Universitaria de Ambiente y Salud. Medardo Avila Vazquez coordinó los dos Estudios de Salud Ambiental de Barrio San Antonio y Residencial San Antonio en 2013 y 2016, que muestran cómo la contaminación de Porta Hnos, en menos de 5 años, ha deteriorado la salud comunitaria.

El próximo 07 de agosto será la audiencia por el amparo ambiental en los Tribunales Federales de la ciudad de Córdoba, en la cual lxs vecinxs podrán exponer su problemática ante el juez Miguel Hugo Vaca Narvaja, titular del Juzgado Federal Número 3. Lxs vecinxs exigen la erradicación de la fábrica sin pérdida de los puestos de trabajo, la remediación del ambiente y la reparación para lxs afectadxs por la contaminación de Córdoba.  Prevista incialmente para el 26 de agosto, la audiencia se postergo para que participe la Dra. Analía Vaqueiro, Directora de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Energía de la Nación, que en la fecha anteriormente establecida estaría afectada por la Feria Judicial en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. La Dra. Analía Vaqueiro deberá responder ante la Justicia porqué su Ministerio no actuó al ser notificado por lxs vecinxs que la Planta de Porta esta emplazada al lado de sus hogares sin la autorización de dicha repartición Nacional.  

Escuchar entrevista completa aquí:

 

El aire

photo5150131762247084017 El médico Avila Vazquez nos comenta que la situación es crítica en San Antonio, el barrio en el que esta emplazada la planta de Porta Hnos.: “desde el año 2012 se está viviendo una pesadilla. Los vecinos que viven ahí, encuentran el aire que respiran absolutamente contaminado por los gases que salen de la planta de Porta Hnos. Es una fábrica cordobesa que ahí instaló una destilería de alcohol a base de maíz, gigantesca – narra el entrevistado-  Ellos producen 100 mil litros de alcohol por día, consumen 600 mil litros de agua de la red de los cordobeses, y emiten enormes cantidades de gases que terminan respirando los vecinos.  Hay un mal olor permanente que se agrava al anochecer. Y lo que al principio eran descomposturas, náuseas, cefaleas, en el año 2013, ahora en el 2017 se ha convertido en serias afecciones a la salud de los vecinos”

Medardo junto con otros médicos y estudiantes hicieron dos relevamientos, casa por casa. Le preguntaron a lxs vecinxs qué síntomas o enfermedades tenían y si lo vinculaban a la actividad de Porta Hnos. Afirma el médico: “La situación es muy difícil, porque en el 2013 había muchas enfermedades irritativas, y ahora en el 2017 esta situación se ha agravado. Encontramos que el 65 por ciento de las personas tiene por lo menos un problema de salud y el 40  por ciento tiene dos. Ahora el que tenía una dermatitis, se le sumó conjuntivitis o asma. El 54 por ciento de los chicos de 6 y 7 años usan broncodilatadores porque se les cierra el pecho. En la ciudad de Córdoba el 13 por ciento de los chicos usan broncodilatadores, pero en San Antonio, pegado a la planta de Porta Hnos, la mitad tiene que usarlos porque no pueden respirar”. Y específica Avila Vazquez: “De la planta salen gases tóxicos cargados de tolueno, de formaldehídos, de xileno, de hexano. Una serie de sustancias que ya se midieron en las calles, que no tendrían que estar. El olor es un olor característico que no tiene ningún barrio de Córdoba”.

En el último tiempo, se agregó otro padecimiento: el cáncer. Según los estudios realizados por el profesional de la salud, en Santa Ana e Inaudi, hay casi el doble de cáncer que tiene la ciudad de Córdoba. El aumento se da en particular en cáncer de piel. Las cifras son indiscutibles: “tenemos que el 25 por ciento de los vecinos tiene problemas de dermatitis,  cuando la tasa normal es de 3; claramente las sustancias que están en el aire están lastimando la piel de los vecinos”.  Y  continúa el médico explicando que: “El 40 por ciento de los vecinos tiene problemas respiratorios. (…) Y nos llamó la atención de encontrar entre ellos, un vecino que tiene un cáncer de conjuntiva. No solamente tienen conjuntivitis sino que ya la irritación de la conjuntiva se hace tan intensa que algunos han desarrollado cáncer de conjuntiva”

Avila Vazquez nos comenta que un fenómeno de los últimos años es que algunos vecinxs han desarrollado masas en las vías aéreas superiores: “que empiezan a crecer, que no los dejan respirar, que terminan saliendo de la nariz, y han tenido que ser operados por esas masas de crecimiento acelerado. Son tumores relativamente benignos porque no producen metástasis, y que están vinculados al contacto con el formaldehído”. Esta es una de las sustancias que se encontró que salía de los fermentadores de maíz transgénico de la planta de Porta Hnos., y que lxs vecinxs los respiran todos los días en las calles.

En los últimos años, también han empezado a nacer niñxs malformados en el barrio. Ya hay 4 casos, dos fallecieron, generando una tasa de  malformaciones del 14,8 por ciento. Y si se compara el último año: la tasa de nacidxs con malformaciones es del 28.6 por ciento. “Es enorme – dice Vazquez –  Córdoba tiene una tasa del 1,6”.

¿El éxodo de lxs vecinxs o la erradicación de la planta de Porta Hnos.?

 

photo5150131762247084016

El próximo 07 de agosto será la audiencia por el amparo ambiental, la posibilidad de que esta situación sanitaria de emergencia quede explicitada ante la Justicia Federal de la ciudad de Córdoba frente al juez Miguel Hugo Vaca Narvaja. Para lxs vecinxs no hay otra salida posible, exigen la  erradicación de la fábrica sin pérdida de los puestos de trabajo, la remediación del ambiente y la reparación para lxs afectadxs por la contaminación de Córdoba. Porque esta planta no cumple con los requisitos de funcionamiento mínimos.
Pero ante el letargo de la Justicia, la salida alternativa ha sido otra. Muchxs vecinxs se han mudado del barrio. Lo cual, agrava la situación de emergencia sanitaria relevada en 2016: no son solo casos que se están agravando, sino que el total a relevar va cambiando, y aparecen casos nuevos.

Medardo lo explica afirmando que “hay mucha gente que se ha ido”. Hay pacientes a los que ellxs como profesionales de la salud, les han dado la recomendación médica de que se vayan con sus familias porque están muy afectados. “El 60 por ciento de las personas afectadas son grandes,  y un 58 por ciento de los niños tienen síntomas vinculados a la exposición tóxica de las sustancias que emite Porta – dice Vazquez –  Mucha gente se va y mucha gente quiere irse y no puede. Porque tampoco es fácil vender una casa, que uno construyó con su familia con mucho esfuerzo, que hoy la tiene que mal vender. O ni siquiera, porque no hay muchos compradores dispuestos a adquirir una casa al lado de una planta tan tóxica. Este es el único lugar del mundo en donde hay una planta de bioetanol en el medio de un barrio. Es una locura. Y el riesgo de explosión que tiene, si esta planta explota, se lleva a barrio San Antonio, Inaudi y muchos sectores más”, concluye el médico.

David contra Goliat

En el cierre de la entrevista, Avila Vazquez comparte las expectativas para la audiencia del próximo 07 de agosto, y su lectura, desde el enfoque sanitario, sobre las medidas más adecuadas en este marco de emergencia sanitaria. Medardo afirma que: “Lo más adecuado es trasladar esa planta fuera de lugares poblados. Esa planta tiene que cerrarse, y si quieren seguir con el emprendimiento hacerlo en un lugar que no contamine a nadie. La Audiencia es una oportunidad para mostrar lo que pasó”.

Afirma el médico que existen múltiples complicidades, porque esta empresa tiene muchos amigos en el poder cordobés y en los medios de prensa, por ello lo que sucede en este sector de la ciudad es ocultado. Dice Avila Vazquez: “Es increíble que la planta funcione sin estudio de impacto ambiental, teniendo la Secretaría de Ambiente de la Municipalidad y de la Provincia, a menos de 20 cuadras de dónde está la planta y ninguna ha tomado cartas en el asunto. Se ha permitido el funcionamiento con un aviso de proyecto, ni siquiera un estudio serio de cómo iba a funcionar. El reclamo de los vecinos es desde hace años, sin embargo todos miran para otro lado y avalan este negocio”. Y concluye que esta destilería de Porta Hnos.: “es parte de los agronegocios típicos de este modelo extractivista que tenemos instalado. El bioetanol es parte de la industrialización de una agricultura de venenos. Pero más allá tenemos la situación concreta de que una población muy grande está expuesta a estos tóxicos. La situación es muy grave y la expectativa es que la Justicia Federal tome una medida que favorezca el Derechoa a la Salud de la población”.

 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *