Condena de doce años de prisión para el policía que asesinó a David Moreno

Casi 16 años pasaron desde que David Moreno perdió la vida con la bala asesina del policía Hugo Ignacio Cánovas Badra; un poco más de 7 años desde que el juicio fue anunciado, y apenas tres meses después de que el mismo dio comienzo.

IMG-20170725-WA0073El martes 25 de julio fue la lectura de la sentencia: la Cámara Primera del Crimen de los Tribunales Penales de Córdoba declaró culpable al policía Hugo Cánovas Badra por el homicidio de David Moreno. El policía fue condenado a 12 años y ocho meses de prisión, que deberá hacerse efectiva cuando quede firme la sentencia. También fue condenada por delito de falso testimonio otra de las imputadas, la policía Daniela Adam, a dos años de prisión con ejecución condicional (por lo que conservará su libertad), y su inhabilitación para ejercer cargos públicos. Por último, a la policía Laura Estela Freire se la declaró absuelta.

Respecto al resarcimiento de los daños causados, el Tribunal condenó como responsable al Gobierno de la Provincia de Córdoba, por lo que el Tesoro de la Provincia deberá pagar la indemnización correspondiente a Marcelo Fregenal y a la familia de David.

 

Sobre David, el clima de la época y la fuerza de organización y lucha

arton62425David tenía 13 años cuando, en medio de la protesta social que se había desatado durante la crisis del 2001, se acercó a un supermercado a unas cuadras de su casa en el Barrio Villa 9 de Julio, en Córdoba Capital.

La crisis había estallado como resultado de las políticas neoliberales, el hambre y la desocupación crecían a niveles impensados, y como “solución” el Ministro de Economía Domingo Cavallo (bajo la presidencia de Fernando de la Rúa), implementó el corralito a los depósitos bancarios: nadie podía tocar sus ahorros. El pueblo salió a las calles pidiendo la renuncia de los gobernantes, “¡que se vayan todos!”. De La Rúa firmó un decreto y declaró estado de sitio por 30 días y frente a la protesta social se respondió con represión.

Córdoba no quedó exenta del contexto nacional, y el Ministro del Interior Ramón Mestre dio la orden de reprimir. Éstas fuerzas nos dejaron en apenas dos días más de 90 víctimas. Una de ellas fue David.

David acababa de rendir sus últimos exámenes para pasar a segundo año del colegio. Con toda la curiosidad que lo caracterizaba, esa tarde de diciembre se acercó a las afueras de un supermercado, en donde un grupo de vecinxs se habían juntado con el aviso de la posibilidad de que se entregasen alimentos. La Guardia de Infantería que ya se encontraba allí, sin previo aviso abrió fuego contra lxs vecinxs. David recibió impactos de las balas de plomo del policía Hugo Cánovas, lo que le provocó su muerte de forma inmediata.

IMG-20170725-WA0090Desde esa tarde, la familia Moreno lleva a cabo una incansable lucha. Y si hay algo de lo que están segurxs, es que la Justicia no hubiese sido posible sin el acompañamiento de las distintas organizaciones y de los medios alternativos. Las movilizaciones que se llevaron a cabo para visibilizar la causa y las concentraciones en la puerta del tribunal los días del juicio, les dejó muy en claro a los gobernantes, a la fiscalía y al juzgado que la familia no estaba sola. A pesar de que no se condenó a Cánovas con la pena máxima solicitada, esta lucha colectiva logró que después de casi 16 años se declare culpable al policía que disparó la bala que terminó con la vida de David.

 

Escucha por acá la entrevista a Rosa Martinez, Mamá de David Moreno.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *