12 Marcha de la Gorra: “Luchar no es lo que está mal”

El próximo viernes 23 de Noviembre se llevará a cabo la Marcha de la Gorra en nueve diferentes puntos del país. En Córdoba es la número 12 que se realiza, y en el Enredando las Mañanas desde Zumba la Turba hablamos con Rocío de la Asamblea Organizativa de la movilización.
Este es el 12° año que se realiza La Marcha de la Gorra en Córdoba. Es una movilización que fue creciendo y fortaleciéndose a nivel nacional contra la represión y abuso policial a los jóvenes, a las identidades no binarias, trans, travestis, mutantes, villeres, militantes políticos (…). Desde el Enredando Las Mañanas nos comunicamos con Rocío, de la Asamblea Organizadora de la Marcha de la Gorra, quien nos comenta el trabajo a lo largo de estos doce años. “Año a año la movilización cambia su lema como “El Estado es responsable” porque hacíamos una lectura sobre la construcción de un Estado policial que apuesta por profundizar la política represiva hacía todes nosotres. Eso con los años se ha ido reforzando, el año pasado nuestra consigna era El Estado nos mata, sus medios los bancan, nuestra lucha avanza y este año es Terrorista es el Estado, no quien tenés al lado”. Porque está claro que la responsabilidad está asociada al Estado y a otros sectores de poder que, conjuntamente, construyen esta noción del enemigo interno. “Fuimos girando en las discusiones que tuvimos en las asambleas. Nos preguntamos cómo plantear la consigna de este año, qué lecturas veníamos haciendo. Y veíamos que, en todo el año, la gente se ha estado movilizado en la calle, pero que desde los medios y desde diversos sectores de poder se construye que las movilizaciones son organizadas por terroristas, subversivxs, por intereses de otrxs. El Estado efectivamente está implementando políticas violentas que implican exterminios de determinados sectores. Se genera e instaura la idea de que quién tenés al lado te va a atacar, que andes con miedo y que camines con terror. La consigna apunta para ese lado, busca posicionarnos. Somos personas que estamos al lado, que, por ser de los barrios, aborterxs o migrantes, no somos violentxs, al contrario, buscamos organizarnos para que dejen de violentarnos” – responde Rocío.
La salida de la política del terror y la seguridad instaurado por los medios y el Estado es colectiva, comunitaria, confiando en el que tenés al lado. Se trata de reconstruir los lazos sociales no de desconfiar del otrx. Y reflexiona: “Es el famoso divide y triunfarás. Pasó con lxs compañerxs que lucharon por la educación pública en la Universidad, que estaban luchando por un derecho. Por eso deconstruyendo estos discursos hegemónicos, vemos que luchar no es lo que está mal, todo lo contrario, hay que juntarse, moverse, encontrarse; solo abrazándonos vamos a poder mejorar la situación”.
Podemos decir que La Marcha de la Gorra es un fenómeno increíble, que con el tiempo se va nacionalizando cada vez más. La política represiva del gatillo fácil es nacional, al igual que la política del miedo y la creación de un enemigo interno estigmatizante. Por eso este año, como otros, la movilización tendrá su réplica en nueve diferentes puntos del país. Dice la entrevistada al respecto: “Hace bastante que existen las Marchas de la Gorra. Hay marchas como la de Villa María que tienen su 7 edición. Por ahí estamos más desarticuladas. Por ahí cada colectivo en cada territorio, se apropiaba de las consignas y las aplicaba a cuestiones locales que se querían denunciar.” Pero el tiempo no pasa en vano, y la organización es inevitable. Se fueron articulando cada vez más, empezando a entender la marcha como un movimiento popular antirepresivo, que reúne a diversos espacios y colectivos del país; para armar un frente consolidado.
Además, desde los mismos nexos organizativos que se hacen en distintos territorios, se realizan actividades previas a la marcha; que en Córdoba se dieron en llamar los “Altos embrollos”, para visibilizar, para generar la previa, informando a quienes se interesen en participar. Estas actividades sirven para ir instalando en agenda el tema, y también para realizar embrollos en los barrios y no solo en el centro; para ocupar el espacio público que el Estado policial viene privando especialmente a les jóvenes de los territorios.
Uno de los clásicos de la Marcha de la Gorra es la cantidad de colores que se ven en la calle durante ese día, las actividades artísticas, las manifestaciones musicales, teatrales, etc que suceden durante la marcha, para mostrar que ninguna manifestación cultural debe ser reprimida.
*En Córdoba Capital se marcha hoy,  viernes 23 de noviembre, desde Colón y General Paz a las 17:00 hs.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *